jueves, 3 de mayo de 2018

23 de Octubre 2012 - Creo que lo que has vivido como experiencia ha sido mas bien una demostración de lo que un ser humano puede llegar a percibir como estado “No mente” haciendo lo que realmente siente nacer de su corazón. - Respuesta a johnbax - Marielalero.

johnbax23/10/12
continuo Marielalero

Aprovecho el tema en sí, para exponer una duda, que tengo respecto a una experiencia que tuve hacia el otoño del 2010, y posteriormente 2 veces a mediados de año del 2012 (en el 2011 ninguna).

Todo empezó cuando estaba construyendo unos nidos de madera, para intentar que cierto tipo de pajaritos no se vean tan desprotegidos durante el invierno, por las puntuales subidas del frío intenso.

Estaba completamente abstraído en mi labor (sin pensar absolutamente en nada), sin embargo en un momento dado, empiezo a notar un estado de bienestar fuera de lo común, con progresivas y sutiles impresiones de paz, tranquilidad, equilibrio, calidez y confianza acrecentándose (pongo todos estos adjetivos, porque fue lo que realmente más se acerca a lo que experimente, todo fue rápido). Este estado duro más de 5 horas largas (lo calculo hasta que me fui a dormir). Al día siguiente al despertar, y para mi sorpresa, continuaba estando todavía en el mismo estado que antes de dormirme. Duró unas 3 ó 4 horas más, hasta que tuve que atender algunas ‘obligaciones sociales’ pendientes en ese día por la mañana. Una vez en contacto con la gente, dicho estado simplemente se desvaneció al rato.

Las otras 2 experiencias del 2012, han sido de la misma naturaleza, pero el tiempo ha sido muy corto cada vez, entre 1 y 2 horas respectivamente.

He de indicar que tanto en el 2010, como en el 2012 hacia meses que no meditaba. Con el tiempo he intentado varias veces autoanalizar estos hechos, pero al final acabo sin tenerlo claro, el ‘porque’, el ‘cómo’ y el ‘cuando’. Bien, sólo me quedan unas pocas impresiones claras:

En primer lugar, cuando empezó la experiencia en sí, en ese momento no ‘pensaba en nada’, la cual extrapolándola en términos de Castaneda, equivaldría quizás, a detener ‘el dialogo interno’ (todas las veces paso de forma similar).

Una vez en ese estado, los pensamientos eran siempre positivos y con más autocontrol (me atrevería a calificarlo, como estar en un estado energético personal más ‘lleno’, claramente diferente al mejor día pletórico que pueda tener en un estado habitual).

Nunca antes había tenido una experiencia parecida. Ni siquiera cuando he meditado de manera más profunda (ni tan sólo 1/100 parte, y sin tantas impresiones positivas a la vez). Mi estado habitual de meditación suele ser neutro, con profusión en el sentido de búsqueda de un equilibrio más amplio.

Una de las cuestiones o interrogantes que ahora mismo me planteo (teniendo en cuenta por supuesto todos los elementos que nos acabas de dar –programa y planificación, - - -):

¿cómo debo o debería enfocar estos fenómenos personales, afín de sacarles un mejor provecho, caso que se vuelvan a repetir?

¿simplemente debo dejar que ocurran y ellos quizás me marcaran pautas a seguir?

¿O tal vez, sea mejor meditar sobre los mismos de manera mucho más profunda y continuada?


Un fraternal abrazo.

johnbax
Estimado Johnbax,
Creo que lo que has vivido como experiencia ha sido mas bien una demostración de lo que un ser humano puede llegar a percibir como estado “No mente” haciendo lo que realmente siente nacer de su corazón.

Los requisitos y pasos técnicos, sirven para que siempre estemos pendientes de interrogantes como estos. ¿Por qué a mi? ¿Cómo se dio? ¿Qué percibo? Etc.

“Simplemente deja que todo fluya con naturalidad y simplicidad” allí vivirás en estado consciente a la verdadera meditación. Lo sabrás porque la mente no tendrá espacio para seguir formulando sus preguntas como habitualmente acostumbra a hacerlo.

Un fuerte abrazo
marielalero. 

Fuente y Página Web de Marielalero:  www.marielalero.com

Respuesta que corresponde al Post No. 19 La Meditación como Herramienta Dimensional en el Holograma Biológico Humano 3D:
http://conocimientodemisersuperior.blogspot.cl/2015/01/post-no-19-la-meditacion-como.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario