miércoles, 15 de marzo de 2017

Amplitud de la Consciencia y El Cerebro Humano 3D - Marielalero.

Enviado el 12/07/2011 a las 16:34

Estimada Trinity,
Agradecida por el post y principalmente por tus comentarios.

Siempre existen caminos donde podemos encontrar nuestras respuestas y tras ella replantear más preguntas. Nuestra visión con respecto a la vida generalmente queda inconclusa por que convivimos con sensaciones a las cuales definimos como emociones que nos impiden vivir plenamente libres y aliviados de nuestros conflictos y cuestionamientos.
 

Me preguntas
En su perspectiva, es como si todo el conjunto de lo que somos fuera desechable y no hubiera nada a lo que “agarrarse” para trabajar excepto por medio de la supresión (a través de nuestra mente y tal como ella indica). Insiste en que todo se resume en que debemos controlar nuestro genoma 3D por medio de la mente, pero no explica COMO hacerlo o, al menos para mí, no suficientemente.

Siendo como es, según su opinión, nuestra única alternativa para la liberación.
 

Respondo
Hablar de amplitud de la conciencia, es hablar de estados alcanzados que van más allá de nuestra comprensión racional.

No se trata de alcanzar nuevos conceptos que nos expliquen o nos den conformidad alguna. Hay cambios que se provocan dentro de nosotros que son inabordables para nuestra mente que se resiste a que tomemos estados y sensaciones que son desconocidos para nuestra percepción cognitiva.

Como seres vivos y razas no somos desechables. Caso contrario no se insistiría tanto en que hagamos un trabajo de introspección sobre nosotros mismos para que podamos enfocar como es la construcción y configuración de nuestra mente.

¿Qué accionar y reaccionar puede llegarnos hacer sentir que esta vida no tiene sentido?

Todo lo que somos y demostramos ser forma parte de una configuración lógica racional y trascendental que abarca especulaciones físicas con rangos cognitivos sensomotores que nos reafirman y comprueban todo aquello que vemos y analizamos para luego aceptarlo o desecharlo. Entonces ¿hasta que punto la mente de cualquier individuo es una configuración? ¿Cómo es posible que lo que sienta o perciba no sean sus propias conclusiones?

Si nuestra mente no es nuestra mente ¿cómo puedo convivir con estados de pensamientos o sensaciones que no son mías y percibo mías? ¿Por qué si elijo amar y estar bien de pronto siento enojo hacia el otro, celos hacia aquella persona que minutos atrás estaba admirando? ¿Qué de cierto puede haber en que mi mente no es mi mente y al mismo tiempo percibir en mi la presencia de pensamientos o sentimientos que controlan mis emociones a tal punto de enceguecerme en mi razón absoluta? ¿Qué me lleva a ser dos o varias personas al mismo tiempo si estoy diciendo que me importa amar y estar en paz?

Creo que muchos de nosotros nos hemos topado con situaciones un tanto extrañas y particulares como la de escuchar a personas expresar: No sé qué me sucedió de repente perdí el control. No puedo parar los pensamientos desenfrenados dentro de mi mente quiero sacármelos porque ya no puedo dormir. Me desconozco cuando me enojo me podes perdonar, etc.

Siempre utilizamos el concepto emocional y podemos encontrar amplias explicaciones sobre ellas. Pero sus bases ¿de dónde vienen? ¿Qué son?
“Tenemos que recordar que el ser humano 3D responde al ensamble de un cuerpo de materia sutil de energía como era el del ser humano original dentro de un cuerpo o computadora biológica de materia densa”.
Entonces nuestro cerebro fue diseñado para trabajarlo dentro de los estados del tiempo que construyeron a la realidad de la 3D.

Para ello fue configurado en siete capas que arman el ensamble genético y dimensional del diseño físico y energético de este cuerpo biológico al cual llamo humano 3D. Durante el desarrollo de la nueva conformación cerebral fueron utilizados dos planos distintos y opuestos dimensionalmente.

El primer plano está compuesto por una cámara externa con cuatro capas de contención firme membranosa y sensorial adaptada a la energía solida de la 3D .Que pertenece a la computadora biológica. El segundo plano resguarda una cámara interna de tres capas delgadas y sutiles selladas dentro de la cámara externa que la inhabilita en su capacidad extrasensorial e interdimensional y que pertenece al humano original.

Nuestras vidas y comportamiento racional junto a todo lo que este dispositivo abarca, transcurren dentro de la cámara externa que es lo que vemos y medianamente conocemos como masa cerebral. Su función es electromecánica y electroquímica pero no interdimensional.

Nuestro cerebro original fue modificado en su forma, tamaño, tesitura sensibilidad, capacidad, consistencia y expansibilidad. Le anularon a la cámara interna circuitos electromagnéticos similares a lo que hoy conocemos como Sistema Nervioso.

El nuevo cerebro sería de menor definición, calidad y configuración que anularía en la cámara interna o cerebro original la capacidad extrasensorial y de regeneración celular espontánea así controlarían nuestros periodos de vida dentro de un marco determinado. De allí la importancia de las líneas del tiempo. La cámara interna no fue eliminada ya que era necesario incluirla para ingresar energía luz en la cámara externa para autoabastecer la biología 3D de lo contrario esta no podía existir.

La nueva configuración cerebral lleva dos patrones que responden a programas gravados en la cámara externa con dos funciones básicas.
  1. Electromecánica, psicomotora y fisiológica: Que permitió la acomodación y densidad física en el desarrollo biológico y energético del cuerpo físico humano 3D. Adaptación a la cadena alimenticia, densidad y gravedad planetaria y administración de la energía Luz a nivel celular.
     
  2. Funcionalidad cognitiva: Que controla y dirige el nivel de coeficiente de inteligencia. El nuevo diseño “Cerebro humano 3D” llevaría un programa que sustituyera la base de datos del genoma original (Cerebro original) reemplazándolos por eslabones sustitutos “patrones genéticos tipo 3D” vinculadas con la funcionalidad electromecánica y psicomotora.
Ambos patrones están sellados dimensionalmente en la cámara externa que hoy conocemos como cerebro. Es decir que cerebralmente dependemos de esta configuración.

La cámara interna está sujeta a la vibración y densidad de la cámara externa donde recibirá los efectos de la 3D y todo lo que ella abarca como tipo de vida y materia viva.

Si profundizamos en la cámara externa tan solo veremos en ella tejidos y una red de circuitos electromagnéticos muy sensibles constituidos por pequeños y poderosos microprocesadores al cual llamamos neuronas estos a su vez están conexos por enlaces o axones que transmiten los patrones configurados.

Las cuatro capas de la cámara externa son las que más trabajan y utilizan la energía ingresada de la cámara interna. Gran parte de esta energía se pierde y no se recupera porque es gastada en el momento de la digestión y activación continua de los estados emocionales.

Lo que conocemos como programa “Mente humana” está en la cámara externa ensamblada dentro de la cadena neuronal. Cada neurona es una célula computarizada con memoria en términos de ingeniería - biogenética y responden a un programa de inteligencia inaccesible para el saber humano.

El cerebro 3D está diseñado para funcionar dentro de los planos físicos a través de la cámara externa quien capturara toda lectura registrada dentro y fuera de nuestra percepción humana por los cinco sentidos incluso todo tipo de acercamiento encaminado de otras dimensiones que provengan más allá de la 4D.

Mientras dormimos el monitoreo neural se sigue llevando a cabo para intervenir en nuestras horas de descanso e interponer planos que desvirtualicen la realidad concreta, quizás esto nos explique por qué muchas veces nuestros sueños son recurrentes, abstractos donde nos vemos en mundos extraños interponiéndose con la realidad cotidiana que tenemos.

Respondiendo a tu pregunta. En la cámara externa o cerebro físico se encuentra configurado lo que portamos genéticamente como nuestra mente diagramada en niveles.
  • Primer nivel: Se encuentra la recopilación de todas las vidas vividas e ingresadas como mínimo en los cinco planetas con todas sus características en especial la estructura genética dual dominante: capacidad de memoria, objetividad emocional, ideas persistentes experiencias dolorosas transcurridas en tantas vidas, niveles de energía definidas por sus estados vibratorios, intercambios con otros humanos etc.
     
  • Segundo nivel: Se encuentran los patrones genéticos que encierran y que transportan memorias cognitivas duales extraídas de clonaciones entre seres humanos y razas reptilianos que son las más frecuentes y adaptables en la bilogía 3D.

    Estos patrones forman la nueva cadena del genoma 3D y son las que reemplazan la memoria del humano original dentro de este cuerpo físico sustituto. Los patrones llevan genes que reproducen el temperamento y conductas que hacen al comportamiento de las razas alienígenas.

    Este nivel lo considero el sello vibratorio del genoma 3D y lo podemos definir como “La Conciencia Física” porque es el que más va a trabajar en la vida de todo ser humano a través del próximo nivel.
     
  • Tercer nivel: Se encuentra armado por dos conductores, subconsciente y consciente que harán que todo ser humano conviva linealmente dentro de dos realidades distintas donde los dos niveles anteriores tendrán su intervención, participación e intromisión en el desarrollo psíquico y psicológico para definir la estructura de carácter y personalidad en cada ser humano.

    Este nivel es la fuente de retroalimentación energética entre los mismos seres humanos que es agitado por los dos primeros niveles que utilizaran sus patrones para ser activados en el momento de la comunicación y expulsados a través de sus personalidades donde sus temperamentos quedaran involucrados a través de las emociones producidas.
El segundo nivel dirige en todo momento los pensamientos, líneas de racionalidad y parámetros de objetividad.

Su procedimiento tiende más a un cálculo matemático donde la cerebración y la comprobación son la base de una demostración experimental segura que afirme y archive el dato analizado. Este tipo de análisis tiende a generar ideas que expresen comprensión y explicación de aquello que vemos tocamos o escuchamos para ser internalizado y ubicado como resuelto en el nivel “Consciente”

La conciencia física se muestra como nuestra mente y nos conduce a que tengamos comportamientos específicos y definidos sentidos como: celos, ira, competencia, apego, deslealtad, individualidad, separación con la vida en su totalidad, sentido de pertenencia material, lucha, sacrificio, postergación, diferencias en el carácter y la no existencia del concepto Amor por ser este estado perteneciente solo al ser humano original y que constantemente intenta manifestarse desde la cámara interna.

A su vez estos patrones duales unirán cada estado en distintos sentidos de interpretación conjugándolos entre si para que los seres humanos vivan entretenidos en estados de conciencias basados en la comparación e insatisfacción.

Este coctel de memorias sustitutas generan como resultado un estado clave y contaminante al cual llamamos “Emociones” que son disparadores elaborados por la interpretación que da nuestra objetividad racional en base a lo que ve y analiza. Las emociones pasan a convertirse en estados residuales de energía guardada y procesada por la mente vinculada directamente con el programa conciencia física.

Las emociones son estados energéticos adictivos y necesarios desde el plano consciente para mantener latente al segundo nivel. Caso contrario podría des configurase, por ello almacena las emociones generadas durante la experiencia como reservas en el subconsciente.

Las emociones son utilizadas por el segundo nivel como sus enlaces vibratorios. Mecanismos propulsores de retroalimentación de los patrones duales que portamos en el genoma 3D. Desde aquí se cargan los estímulos: respuesta, defensa y contraataque.

El efecto vibracional que producen cada estado emocional definido en: dolor, resentimiento, incomprensión, recuerdos, semejanza, similitudes, angustia, rencor, rechazo, sumisión, resignación, entrega… lleva a que cada ser humano arme su escudo emocional para cubrirse a si mismo.

Los patrones del segundo nivel actuaran en este escudo emocional a nivel psíquico aumentando o disminuyendo su autoestima. Surge aquí un dispositivo implícito y efectivo para mantener vivo los estados emocionales al que llamamos “El Ego”.

Este es el regulador de la suba y baja en los estados de ánimos en los seres humanos vividos durante el día, la semana o su vida entera los cuales terminan siendo canalizados y absorbidos por el cuerpo físico dañando notoriamente su campo magnético.

Este campo magnético es producido por la energía ingresada de la cámara interna que duramente intenta protegernos y mantenernos vibratoriamente altos haciendo todo lo que le sea posible ante su limitación.

En resumen: Los seres humanos vivimos conducidos y dirigidos prácticamente desde el segundo nivel. La prueba de ello está en los consejos que trasmite desde los pensamientos por ej.: El otro tiene la culpa, tú no hiciste tal cosa, es el otro el que debe corregirse no tú, es el otro el que debe reflexionar en lo que hace no tú. Tienes derecho a equivocarte y que te perdonen si realmente te aman, etc.

No permite que nos cuestionemos a nosotros mismos como los posibles responsables, no nos dice que el que está a nuestro lado también tiene su verdad y punto de vista donde vale la pena

o por lo menos el sentido común conocerlo y darnos la oportunidad de saber quién es.

Este nivel nos señala desde el pensamiento ¿Qué tipo de sensaciones o percepciones debemos tener presentes para definir vibratoriamente al otro? ¿Qué tipo de comportamientos y gestos debemos tener en cuenta en los demás para definirlos como son? A quien debemos escuchar y a quien no. Siempre tiende a ponernos en el lugar de la victimización y el de querer ser reconocidos por lo que somos y damos.

Todo esto y mucho más es lo que mostramos ser como personalidad a través de nuestro consciente.

Para saber definirse a uno mismo es necesario saber ¿con que patrones convivimos del segundo nivel? Para ello es necesario fijar nuestro centro de atención específicamente en nuestro carácter experimentando desde el estado consciente: ¿Qué tipo de pensamientos son los que mas predominan durante el día? ¿Qué tipo de comportamientos en las personas afectan mis emociones?

Y ¿por qué? ¿Qué importancia tiene para mi mente lo que el otro hace? ¿Qué parte de mi genética dual se siente satisfecha al alimentar mis emociones? ¿Por qué necesito mi Ego para subsistir? ¿Qué sucede dentro de mi mente cuando una parte dentro de ella emite la idea que no actué desde el rencor o enojo sino más bien que vea y comprenda el proceder del otro?

El aprender a vivir consciente de ¿quién es uno mismo desde la mente? No es control mental. Es observación. Nos permite ver con claridad nuestras emociones en potencia y como son activadas con facilidad a través del ego. Es aprender a estar atentos al ataque de los patrones del segundo nivel que tiene sus armas de ataque almacenadas en el subconsciente.

Aprendo como hacerme consciente de los efectos químicos y descargas energéticas que generan mis estados emocionales a través de las molestias en mi cuerpo físico.

Aprendo a amarme y a respetarme día a día porque decido por mí mismo saber quién soy desde estos patrones y junto a ello puedo libremente y conscientemente decidir seguir viviendo en el escudo creado por mis emociones o cambiar mi actitud doblegando el accionar de mi ego que se siente afectado en todo momento.

Saber que este segundo nivel extraerá del subconsiente la base de datos llamados recuerdos que han gravado mis primeras sensaciones de miedo. Comprender que parte de esa cura está en analizarlos y liberarlos por que de lo contario seré presa de mis emociones negando posibilidades alternativas que pueden ser mi propia cura.

Podemos buscar soluciones que formen parte de nuestro camino de limpieza de superación y sanación de estos ataques dirigidos de manera inconsciente desde el segundo nivel.

Las técnicas conocidas como: meditación, ejercicios, ayunos etc. No son mágicas son más bien secuenciales. Requieren de tiempo de práctica, de experimentación y observación sobre uno mismo. Por que debe abocarse a que este segundo nivel salga por completo. No hay que suprimir patrones que nos controlan. No hay que negarlos solo así veremos como somos atrapados por estos a través de nuestros pensamientos que transmiten nuestro condicionamiento dual.

Solo así podremos combatirlos.

Es necesario limpiarse de estos patrones dándose cuenta que nos estamos engañando a nosotros mismo diciendo que somos espirituales y actuando al mismo tiempo desde el segundo nivel por que los patrones van aflorar ante la contradicción de negar aquello que reprimimos y eso se ve en nuestras conversaciones y apreciaciones que hacemos a los demás.

En este mundo nos han enseñado que desde que nacemos venimos llenos de pecados y que debemos ser liberados de ellos pagando nuestras culpas porque hemos infringido leyes por desobediencia. Y como podemos saber ¿Qué hicimos antes? Si tenemos cegado el recuerdo al venir a este mundo 3D. ¿Cómo podemos limpiarnos de nuestros precarios estados de conciencias si nuestra mente es educada desde un programa genético sustituto?

Es importante para nuestro crecimiento espiritual sentirnos que estamos preparados y plenamente conscientes en tomar la decisión de empezar a obrar en uno mismo.

Un fuerte abrazo
Marielalero

Fuente y Página Web de Marielalero: www.marielalero.com

1 comentario:

  1. Muy interesante, muchas gracias por compartir estimada Bibiana.

    ResponderEliminar